NO PIERDAS TIEMPO

IMPRIMÍ TUS BOLETAS

Y PAGALAS POR HOME BANKING

FALTAN 13 DÍAS Sitio accesible
15/09/2019

Solemne fiesta de Corpus Christi

Es una celebración que nos recuerda la institución de la Eucaristía, que tuvo lugar el Jueves Santo.

21/6/2019

Corpus Christi, en latín significa ‘Cuerpo de Cristo’, es una fiesta que nos recuerda la institución de la Eucaristía, que tuvo lugar el Jueves Santo, cuando Jesús reunido con sus apóstoles en la Última Cena instituyó el sacramento de la Eucaristía: “Tomen y coman; esto es mi cuerpo…” (Mt, 26, 26-28). De esta manera hizo partícipes de su sacerdocio a los apóstoles y les mandó que hicieran lo mismo en memoria suya.

En la Santa Misa, los obispos y sacerdotes convierten realmente el pan y el vino en el Cuerpo y Sangre de Cristo durante la consagración; el proceso es llamado Transubstanciación.

 

ORIGEN DE LA CELEBRACIÓN

Durante la Edad Media, Santa Juliana de Mont Cornillon comenzó a promover la idea de celebrar una festividad que rindiera homenaje al Cuerpo y la Sangre de Jesucristo presente en la Eucaristía. Así, la primera celebración de Corpus Christi tuvo lugar en 1246 en la ciudad de Lieja, en la actual Bélgica.

También se menciona que en 1263, mientras un sacerdote celebraba la misa en la iglesia de la localidad de Bolsena, Italia, ocurrió que, al pronunciar este las palabras de consagración, de la hostia comenzó a brotar sangre. Este suceso, conocido entre la comunidad católica como “el milagro de Bolsena”, afianzó la celebración del Corpus Christi.

En el año 1264 el papa Urbano IV finalmente instituye la Fiesta del Corpus Christi en la bula Transiturus hoc mundo, del 11 de agosto.

En nuestra diócesis:

 

LEMA 2019: "EL QUE ME RECIBE, TIENE VIDA"

El sábado 22 de junio celebraremos la Fiesta del Cuerpo y Sangre de Cristo, en la parroquia Nuestra Señora del Rosario (Giribone 925) con la celebración de la Santa Misa a las 15 hs, presidida por nuestro obispo, Mons. Rubén Oscar Frassia y concelebrada por todos los sacerdotes de la diócesis.

Finalizada la celebración litúrgica se realizará la tradicional procesión por las calles del barrio, portando la custodia con la Sagrada Hostia, preparada para tal fin y escoltada por Granaderos de San Martín.

El recorrido finalizará en la Plaza Marcelino Ugarte donde, luego de un momento de adoración, el Obispo impartirá la bendición con el Santísimo, que nos indica la presencia real de Jesucristo.